Ayuntamientos 2.0

Parroquia de la Virgen de la Natividad

Torre de la Iglesia.

La Parroquia de La Virgen de la Natividad, de recia y majestuosa traza del siglo XVI, es uno de los edificios más vistosos de la Cuenca del Oja.

Edificio construido en sillería, de una sola nave, dividida en tres tramos y con cabecera rectangular y capillas altas entre los contrafuertes, en los dos primeros tramos de la nave. La techumbre está decorada con bóveda de crucería estrellada, en la cabecera y los dos primeros tramos de la nave y con bóveda de terceletes en el tercero. Todo ello sustentado por arcos de medio punto y pilastras toscanas, con columnas  adosadas, en la zona de la cabecera.

A los pies hay un coro sobre cielo raso. En la cabecera hay una capilla, cubierta con cúpula de planta oval en el interior de la iglesia y con forma octogonal, al exterior. La sacristía está al Sur de la cabecera, con dos tramos cubiertos con bóveda de terceletes.

Portada de la Iglesia.

A los pies y justo en el centro, se encuentra la torre, dividida en tres cuerpos, en altura, cobijando el baptisterio de la iglesia. El ingreso, adintelado, se encuentre en el norte, (último tramo), bajo un pórtico de igual altura que las capillas interiores, cubiertas con bóveda de terceletes.

La portada tiene dos cuerpos: el cuerpo bajo, adintelado, entre pilastras adosadas al muro y el cuerpo alto, con la imagen sedente de la Virgen en una hornacina avenerada, encuadrada entre pilastras, decoradas con aletones y un entablamento de frontón semicircular partido, con decoración vegetal.

Lo mas antiguo es la cabecera, de la Época de Los Reyes Católicos, terminada en 1519 por Juan de Lesaca. El resto es Clasicista realizado desde 1578, por San Juan de Arteaga, a quien se atribuye la nave principal, las capillas laterales y la sacristía. La torre y la portada se realizaron a partir de 1606, por Pedro de la Maza y Juan de Sisniega. La Capilla del Norte fue construida a expensas de Don Manuel Pérez del Camino, a mediados del XVIII.

Planta de la Parroquia de La Virgen de la Natividad.

Lado del Evangelio: en la capilla más cercana a la cabecera, encontramos un pequeño retablo, de un solo cuerpo, enmarcado por columnas salomónicas y decorado con un lienzo titular de San Miguel y las Animas, de estilo barroco (finales del S.XVII). También decoran esta capilla, las imágenes, a tamaño natural, de un Cristo con la Cruz a Cuestas y la Dolorosa, ambas de vestir y barrocas del S.XVII y un retablo de dos cuerpos y tres calles, de estilo rococó, fechado a mediados del S.XVIII, con imágenes de Santa Ana, San Joaquín y San José (todas coetáneas) y un lienzo titular de la Virgen de Guadalupe, firmado por Miguel Cabrera.

Por otro lado, en la primera capilla (la más cercana a los pies de la iglesia), se sitúa un retablo de dos cuerpos, enmarcado por columnas corintias, decoradas con hojarasca, obra de Manuel Solano (hacia 1745), que fue repintando, posteriormente, con imágenes de la Virgen del Rosario y San Bartolomé. Imágenes clásicas de finales del S.XVI.

El Presbiterio: en éste se ubica la imagen de la Virgen de la Silla, de estilo hispano-flamenco, fechada a finales del S.XV. El Retablo Mayor se compone de dos cuerpos y un ático. Está dividido en cinco calles, decoradas al estilo plateresco, con balaustres y grutescos, sobre un zócalo de piedra, decorado con relieves renacentistas.

Retablo Mayor de la Parroquia.

De izquierda a derecha y de arriba a abajo, en el Retablo Mayor, encontramos: en el primer cuerpo San Andrés, el camino del Calvario, La Piedad, La Flagelación y San Roque. En el segundo cuerpo, encontramos a Santo Domingo de la Calzada, San Juan Evangelista, San Pedro y San Vítores. En el tercer cuerpo a Santa Áurea, Epifanía, Asunción, Presentación y San Mateo. Y en el ático: la Anunciación, el Calvario, la Misa de San Gregorio, dos bustos y el Padre Eterno. En las alas laterales se ubican seis Profetas. El zócalo esta fechado en 1544. El retablo realizado de 1544 a 1555, por el entallador Natuera Borgoñón y el escultor Bernal Forment y pintado por Andrés de Melgar. El Relicario o Sagrario es Manierista, con imágenes de los Cuatro Evangelistas y un relieve del Ecce-Homo. Fue realizado por Guillermo de Faleza y policromado por Gonzalo de Medina hacia 1565. También encontramos una imagen barroca de San Ignacio, fechada en la primera mitad del XVIII. El sagrario también alberga un cáliz de plata dorada y repujada, barroco de mediados del XVIII, con punzones de México y GOZ/LES; portapaz con la Virgen de Guadalupe en una lamina de plata repujada donado, en 1755 para la capilla de Guadalupe, por Don Manuel Silvestre Pérez del Camino.

Lado de la Epístola: hay un arco del triunfo, guardavoz de pulpito, de estilo barroco realizado en 1717 y dorado en 1744, por José de Rada. En la primera capilla, hay un retablo de dos cuerpos, enmarcado con columnas salomónicas (Barroco, de comienzos del XVIII), con imágenes del Niño Jesús de la Bola y San Juan Evangelista, ambos de estilo barroco, de finales del S.XVIII. En la ultima capilla, se ubica un retablo, también de estilo Barroco, con dos cuerpos, decorados con columnas corintias, de fuste salomónico (?), Barroco de la segunda mitad del XVII, con un lienzo de San Sebastián y otro de San Fabián, realizados en 1747, por José de Rada.

Vidriera y parte de la Sillería del Coro.

En el Coro Alto situamos la sillería de trece asientos Barrocos, de finales del S.XVII. El Baptisterio está rodeado por una reja de madera policromada, Barroca de fines del XVII. La sacristía alberga, aunque en muy mal estado, lienzos de la Virgen con el Niño, obra de José de Rada hacia 1739, de San Martín partiendo la Capa (Barroco del XVIII) y de San Jerónimo del S.XVII.

Gobierno de La Rioja | Agencia del Conocimiento y la Tecnolog�a Agencia del Conocimiento y la TecnologíaGobierno de La Rioja

Gobierno de La Rioja

Valid XHTML 1.1 �CSS V�lido! TAW. Nivel A. WCAG 1.0 WAI